Seguimos con nuestro PROYECTO SONIDO y en las clases de música lo hemos trabajado desde la róbotica utilizando Makey-makey. ¡Sólo la imaginación pone límite a lo que podemos hacer con esta divertida placa!

Makey-Makey es una placa similar al mando de una videoconsola que simula ser un teclado o ratón, lo que permite enviar órdenes al ordenador al que se encuentre conectado. En vez de pulsar los botones lo que hacemos es cerrar el circuito mediante contactos o pinzas de cocodrilo. De esta forma, nos permite convertir cualquier objeto de la vida diaria en un teclado, un mando o un ratón.

Hemos descubierto que el mundo está lleno de objetos y materiales conductores. Con papel de aluminio, un piano de papel coloreado con grafito y golosinas hemos tocado divertidas melodías y ritmos a la vez que hemos aprendido que ¡Nosotros mismos somos conductores! Y que dándonos las manos hemos conseguido tocar ¡todos juntos!